lunes, diciembre 17, 2012

The wicker man (1973)



Luego de The loneliness of the long distance runner  continué con las películas que han inspirado a Bruce Dickinson.  Fue así que busqué The wicker man (el hombre de mimbre) siguiendo el tema homónimo del Brave New World de Iron Maiden.

El sargento Howie de la policía inglesa (Edward Woodward) es enviado a investigar una denuncia por una niña desaparecida en la isla escocesa de Summerisle, donde es recibido con cierta reserva por los lugareños.  Howie, cristiano y puro, inicia su investigación observando y entrevistando a los habitantes de la isla y centrando su atención en el excéntrico Lord Summerisle (Christopher Lee).   Creencias y tradiciones como el culto a la naturaleza, la vuelta a la tierra y el culto fálico, forman parte de las prácticas celtas que predominan en la isla y que escandalizan al fervoroso sargento. 

Howie sospecha que la niña desaparecida no ha muerto y que pudiera ser la próxima víctima de un sacrificio,  entonces decide participar en el festival del primero de mayo -el día de mayo- disfrazándose de Punch, el rey por un día, para evitar el terrible final.  Pero al terminar la celebración descubre en qué consiste el verdadero sacrificio.

Es una excelente película de culto, lenta a ratos, con extraordinarias actuaciones de Woodward y Lee, y que ilustra perfectamente la visión cristiana del "paganismo" y algunas de las costumbres y prácticas religiosas celtas.


Publicar un comentario